Ciudad de México-MBN- El cañonero Jon Singleton tuvo un encuentro histórico el viernes 30 de julio en el Estadio Alfredo Harp Helú, luego de que se convirtió en el primer pelotero en pegar tres jonrones en este parque de pelota.

Al abrir serie frente a los Tigres de Quintana Roo, el nacido en Harbor City, California, se voló la barda tres veces coronando una jornada de seis carreras producidas, cuatro anotadas y dos bases por bolas.

“Me siento fabuloso, es una gran experiencia lo que me tocó hacer en el juego”, explicó el cañonero al terminar el duelo. “Amo estar en México, estoy agradecido de estar aquí viviendo esta experiencia y estar aportando al equipo”.

La explosiva noche comenzó en la primera entrada cuando pegó un cuadrangular de tres carreras, siguiendo un bombazo con un compañero a bordo en el tercer inning para cerrar la cuenta en el sexto rollo con un estacazo solitario.

“Trato de ver la mayor cantidad de pitcheos que sean posibles y ha sido clave no tratar de hacer demasiado en el plato. Así que soy muy paciente y tomo lo que ellos (los pitchers) me den”, continuó Singleton.

El cañonero tuvo dos apariciones más al plato en esta jornada, pero en ambas negoció un pasaporte, con lo que no se pudo meter a los libros de los récords de la Liga Mexicana de Beisbol, ya que se quedó a un jonrón de empatar la marca de cuatro vuelacercas en un juego, cifra que lograron Derek Bryant (1985), Roy Johnson (1991), Miguel Ojeda (2000), Ricardo Sáenz (2005) y Jorge Vázquez (2006).