En 1976 llegó el sexto campeonato escarlata.

112

EN 1976 LLEGÓ EL SEXTO CAMPEONATO ESCARLATA

Ciudad de México a 3 de septiembre (diablos.com.mx).- ¡Cananea otra vez! Un día como hoy, pero de 1976 los Diablos Rojos eran los reyes de la Liga Mexicana por sexta ocasión. El año 1976 resultó el mejor en la carrera del lanzador Enrique Romo que llegó a las veinte victorias contra cuatro reveses solamente, abriéndose las puertas de las Ligas Mayores donde tendría exitosos años.

La serie final fue nuevamente contra Algodoneros de Unión Laguna que esta vez dieron una gran pelea antes de que los Diablos se coronaran en seis partidos. Por primera vez en su historia los Diablos se coronaron en parque contrario, llegando la victoria del sexto juego en Torreón por 9-5 con Pat Bourque bateando cuatro hits y pitcheo del americano Greg Shanahan y Enrique Romo. Los Algodoneros estuvieron cerca de la victoria pero en el juego clave, el quinto, en el Parque del Seguro, los hundieron los errores.

La serie comenzó en Torreón y Laguna ganó el primero 4-0 con gran pitcheo de Francisco Maytorena, pero Diablos se llevó el segundo 54 a pesar de dos jonrones de Romel Canada.

En el quinto juego, Laguna ganaba por dos carreras de ventaja en la novena entrada y con dos outs vino rola a segunda que debió terminar el juego para poner al equipo visitante en ventaja de tres juegos a dos, pero el intermediarista Manuel Lázaro cometió un error y ya con nueva vida, un hit de Jim Clark produjo las dos carreras del empare. ¡La locura en el Parque del Seguro Social!

Ya en el Parque del Seguro Social el Unión Laguna sorprende al ganar 3-0 con gran pitcheo de Antonio Pollorena que al caer el último out fue paseado en hombros por los aficionados de Torreón y del Tigres. Diablos empató la serie al ganar el cuarto juego 10-0 con Enrique Romo logrando el desquite. Luego llegaron los triunfos escarlatas en el quito y sexto partidos para la nueva corona. Con sus cuatro victorias en los tres playoffs, Enrique Romo llegó a veinticuatro triunfos en el verano.